Labor de repicado

      No hay comentarios en Labor de repicado

Nuestro semilleros se han desarrollado fantásticamente. Ya no tenemos sitio para tanta planta. Necesitamos dar espacio a las raíces para que se desarrollen bien antes de plantarlas en su sitio definitivo.

Los pasos que realizamos para el repicado son los siguientes:

  • Seleccionamos las plantas del semillero tengan el tamaño adecuado.
  • Extraemos cuidadosamente la planta con ayuda de una cucharilla, de forma que no rompamos las raíces.
  • Rellenamos nuestras macetas autorregables con sustrato y realizamos un agujero con el dedo.
  • Colocamos la planta en el agujero. Una vez plantada la planta, presionaremos la tierra de alrededor y regaremos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *